//

Viernes, 02 Julio 2021 15:22

Las marionetas de Jaime Manzur ahora son patrimonio cultural de la nación

Con una carrera de más de 50 años dedicada a las artes escénicas, el director, actor y titiritero Jaime Manzur sigue siendo uno de los referentes más destacados de los géneros de la zarzuela y de las marionetas en el país.

Su nombre es ampliamente conocido en el ámbito cultural: en el teatro fue actor y director; en la literatura y poesía plasmó sus letras en cuentos y en la música dejó su legado en la lírica.

El artista nació en Guinea Ecuatorial pero se crio en Colombia desde temprana edad. Su voz y alegría se apagó en noviembre de 2019, pero su memoria sigue tan vigente que ahora sus marionetas son patrimonio cultural de la nación.

La aprobación de la solicitud de declaratoria de la Colección del Teatro de Marionetas de Jaime Manzur como Bien de Interés Cultural del ámbito Nacional, por parte del Consejo Nacional de Patrimonio Cultural, representa un paso más para asegurar la conservación y el estudio del legado de este maestro de las artes escénicas del país.

Una apuesta en la que ha venido trabajando la Dirección de Patrimonio y Memoria del Ministerio de Cultura junto a la Fundación Jaime Manzur y la Facultad de Artes de la Universidad de Los Andes.

Con más de seis décadas de trayectoria artística, Jaime Manzur (1937-2019) fue un artista integral. Durante su carrera desarrolló diferentes facetas artísticas, desempeñándose como bailarín, director artístico y escénico de teatro, escenógrafo, pintor, escultor, educador, diseñador de vestuario, historiador del mueble y del vestido.

“El Ministerio de Cultura ha apoyado a la Fundación Jaime Manzur en la elaboración de la lista preliminar de las marionetas y el vestuario, en el diseño y adecuación del área de reserva y la producción de mobiliario rodante, así como de unidades de conservación para estos bienes. Así mismo, hizo la publicación del libro ‘Patrimonio entre telones: la colección de marionetas de la Fundación Jaime Manzur’, en 2019”, resaltó la ministra de Cultura, Angélica Mayolo.

Su amplia formación y experimentación artística fueron determinantes en la concepción y creación de su teatro y en su labor de marionetista. La icónica sala del maestro Manzur ha sido el epicentro de innumerables obras que, además, han circulado por el territorio nacional, para el deleite de niños y adultos en toda Colombia.

La colección se compone de un significativo conjunto de marionetas, vestuario, telones, carteles, bocetos de vestuario y telones, y grabaciones de música y voz, elaborados con una técnica excepcional y gran detalle.

A través de la colección, el maestro trabajó por la formación de públicos y el fomento a la apreciación de las artes, el goce estético y los valores humanos. También, se destaca su rol como formador de las artes escénicas, promoviendo la investigación artística e histórica, el rigor de una buena actuación, el proceso de concepción y dirección de obras, la fabricación de marionetas y de escenografías, y la confección de vestuario.

Esta visión integral, que compartía con sus discípulos y amigos, hacía parte de una apuesta constante por lograr espectáculos impecables, como muestra de respeto y entrega al público.

Los montajes del maestro siguen siendo llevados a las tablas por la Fundación Jaime Manzur. Actualmente, por la coyuntura sanitaria, la sala opera de manera virtual y se prepara su apertura presencial.

Por su parte, la Facultad de Artes y Humanidades de la Universidad de Los Andes ofrece el curso Taller de muñecos, títeres y marionetas, y está editando el catálogo Las marionetas de Manzurresultados de su trabajo con la Fundación Jaime Manzur, una labor que comenzó desde 2016 de la mano del maestro, con el objetivo de realizar una identificación, valoración y comunicación de la colección.

 

 
 
Recuperado de Infobae (2021).